Archivo de la categoría: Testimonios

Experiencia de una niña homeschooler en un concurso de escritura

Muchas veces nos preguntan si los niños educados en casa están preparados para participar en eventos educativos y culturales. ¡Por supuesto! Para darte un ejemplo, quiero compartirte el caso de la hija de una amiga muy querida, que tuvo la oportunidad de participar en un concurso de niños escritores en México el año pasado.  No ganó, pero sí tuvo una gran experiencia, y eso es lo que cuenta.

Yo le escribí para entrevistarla y aquí están sus respuestas:
¡Querida Moni!!
¡Quiero felicitarte por la gran experiencia que tuviste al participar en este concurso del Pequeño Gran Escritor!
Sé que tus papis, familiares y amigos están muy orgullosos de tí por tu motivación, tu entusiasmo y tu esfuerzo, ¡es de verdad un gran ejemplo de admirar!
Me imagino que sabes que eres muy afortunada de tener una experiencia de este tipo, ¿verdad? Cada una de estas experiencias nos van preparando para la vida y nos deben animar a seguir adelante con los sueños que tenemos.
Yo en lo personal admiro la gran dedicación que tienes para escribir y el deseo de publicar tus libros a tan corta edad!, a tu edad, yo ni siquiera pensaba en eso!! Y por eso, porque creo que tienes un don muy especial y porque creo que eres una niña muy madura para tu edad, me gustaría invitarte a que compartas tu experiencia con otros niños. Estoy segura de que tu historia será de inspiración a otros!!!
Si te animas, estas algunas preguntas que me gustaría hacerte y que quisiera pedirte permiso para publicar en mi blog:

– ¿Qué edad tenías cuando empezaste a escribir cuentos?  

Empecé a escribir a los 7 años.

– ¿Qué te inspiró a hacerlo?  

Leer, yo quería escribir como los autores que leía.

– ¿Cómo te apoyan tus papás para empezar a hacerlo? 

Comprándome material y todo lo que ocupaba  y dándome mucho tiempo para escribir.

– ¿Cómo te enteraste del concurso del Pequeño Gran Escritor?Me enteré gracias a mi abuelo que lo vio en el periódico y me lo mando porque sabía que a mi me gustaba mucho escribir.

concurso– ¿Qué te motivó a participar en el concurso de Pequeño Gran Escritor?Me motivó que publicarían a los tres primeros lugares y eso es lo que más he deseado desde que empecé a escribir.

– ¿Qué tuviste que hacer para participar?

Escribirlo y mandarlo en ciertos días.

– ¿Qué obstáculos tuviste y cómo los venciste?

Tuve dificultades en escoger qué cuento mandaría porque tenía muchos , pero mis papas y mis hermanos me ayudaron y escogimos el que creíamos adecuado.

– ¿Qué aprendiste a través de este concurso?

Aprendí  varias cosas importantes de cómo escribir un cuento: cómo darle comienzo, desenlace , clímax y final (que fue lo más difícil para mí). También aprendí todo sobre un concurso pues nunca había participado en alguno, además, aprendí a no tener celos de los demás si ganaban, en especial de mi hermano que ganó un lugar.

– ¿Recomiendas esta experiencia? ¿por qué sí o por qué no?

Si la recomiendo porque de ella puedes aprender muchísimas cosas, además es divertido e interesante y es emocionante estar rodeado  de escritores famosos y que te feliciten por tu creatividad.

*********

¡¡Gracias, Moni!!!
Dios te siga bendiciendo 🙏🏻

Paso 10: Planea el primer día de clases, ¡dales una sorpresa!

IMG_8945

Éste es el último paso para planear nuestro homeschooling, pero no por eso deja de ser importante. Podemos estar muy organizadas, tener todo listo, pero si nuestros hijos no lo perciben, no empezarán con la misma motivación que nosotros.

Vale la pena recordar que, educar a nuestros hijos en casa, no es cualquier cosa, es una gran responsabilidad que tenemos que tomar muy en serio. Yo lo veo como un trabajo de tiempo completo que requiere, precisamente, TIEMPO. Nuestros hijos son la razón de todo el esfuerzo que hacemos para emprender esta labor, y nuestro motor es ¡el amor! No podemos darles el tiempo que nos sobra.

¿Por qué es importante planear el primer día de clases?

Porque es la oportunidad de que nuestros hijos vean que educarlos en casa es algo sumamente importante para nosotros, porque queremos que se sientan muy amados con todos nuestros detalles y porque queremos transmitirles que estamos felices de ser sus “maestras”.  A través de esta celebración, les estamos mandando un mensaje a nuestros hijos de planeación, organización, orden y amor. Básicamente, ¡les estamos poniendo el ejemplo!

Educar en casa, no debe ser una tragedia para nuestros hijos, ni debe parecer que nuestros hijos ya no van a divertirse o pasarla alegre con otras personas. ¡Al contrario! Educarlos en casa es una aventura familiar y nosotras somos las guías, somos el ejemplo. Nuestra actitud, nuestra organización y el orden que tengamos, hará la diferencia en ellos.

Me gustaría contarte lo que mi hijo mayor me dijo al graduarse de prepa el año pasado, cuando le pregunté si fue feliz durante sus años de homeschooler… me dijo “si mamá, fui muy feliz, excepto primero y segundo“.  No sabes los agradecida que me sentí con Dios por escuchar esto, bueno, por la primera parte. La segunda parte de su comentario tiene que ver con su experiencia en una escuela privada y en una de gobierno cuando vivíamos en México… pero esa es otra historia.

¿Aquí termina la planeación de nuestro homeschooling?

Definitivamente no. Este es sólo el comienzo de un gran año. Empezamos con el pie derecho para seguir adelante, recordando siempre nuestras prioridades (Dios, nuestro esposo, nuestros hijos…), cuidandonos a nosotras mismas (espiritualmente, físicamente y emocionalmente) y planeando cada mes del año. Y por supuesto, ¡creyendo que lo podemos hacer con la gracia de Dios! ¡Ánimo!

Te invito a que veas algunos ejemplos de nuestros primeros días de clases:

¡Me encantaría saber qué has hecho para empezar tu año escolar! ¿Me compartes fotos en el facebook de este sitio?

¡Todo con la gracia de Dios, nada si ella!

Xhonané

Por qué a mi hijo le gusta participar en los concurso de ortografía.

spellingbee pgh joseph

2009

Hace tiempo, le platicaba a una amiga que a mi hijo José le gusta participar en concursos académicos y le decía que eso es algo que ha salido de él.  José Miguel ha participado en concursos de ortografía, matemáticas, historia, ajedrez y gramática. También es un aficionado de “Jeoperdy“, y sueña con poder participar en este programa algún día.

Creo que muchas mamás nos podemos preguntar si es posible que a algunos de nuestros hijos “les guste” la idea de participar en un concurso. ¿No tendrán miedo a perder?, ¿miedo a no hacer un buen papel?, o ¿a no aprender todo lo que necesitan? Yo creo que sí, pero  mucho depende de la actitud que tengan y las razones para hacerlo. En el caso de mi hijo, a él le gustan los retos, le gusta ver hasta dónde puede llegar, no le importa tanto ganar, sino simplemente participar, ¡para él es un juego emocionante!

Y, ¿está bien que nuestros hijos participen en un concurso académico? Hasta donde yo sé, esta decisión es amoral, es decir, no está ni bien, ni mal. Es decisión de cada familia. En nuestro caso, yo no le hice mucho caso a José el primer año que me pidió que lo llevara a un concurso de ortografía, no tenía ni idea de qué hacer ni a dónde llevarlo. Al segundo año, como siguió insistiendo, me dí cuenta que era en serio, que realmente quería ir, así que hice todo lo posible para ayudarlo, y eso fue todo lo que hice, porque de ahí en adelante, todo el mérito es de él.

Aquí te comparto una pequeña entrevista que le hice para que nos platique sobre esta experiencia. José Miguel es mi hijo mayor, actualmente está en 3o de prepa y ya ha tomado 5 clases en la universidad. Si Dios quiere, se gradúa el próximo mayo.

Picture 002

2010

Entrevista a José Miguel Olivas (3º de prepa), participante de concursos de ortografía (entre otros)

– José Miguel, ¿qué edad tenías cuando participaste en un concurso de ortografía por primera vez?

Cuando participé por primera vez en un concurso de ortografía tenía once años y estaba en 6° de primaria.

– ¿Qué te motivó a participar? Cuál fue tu inspiración?

Me animé a participar después de ver la película “Akeelah y Las Letras”, que es la historia de una chica que participa en un concurso de ortografía, pero tiene que estudiar mucho y vencer muchos obstáculos para seguir en la competencia. Me gustó tanto la película que yo también quise participar en uno.

Picture 018

2010

– ¿Qué tuviste que hacer para prepararte para los concursos?

Para prepararme para mi primer concurso, tuve que aprender cerca de 1,200 palabras del librito que nos dieron cuando me inscribí. Las palabras del librito estaban divididas en varias lenguas de origen japonesas, francesas, árabes, españoles, italianos, y más. También tuve que aprender raíces griegas y latinas porque muchas palabras del inglés vienen de esas dos lenguas.

– ¿Qué obstáculos tuviste y cómo los superaste?

El primer obstáculo que tuve fue encontrar un concurso en el que pudiera participar en mi condado. Mi mamá tuvo que hablar al Distrito Escolar para preguntar en dónde había uno cerca de nuestra casa. Otro obstáculo fue que era homeschooler y nunca antes habían tenido a un participante que fuera homeschooler en mi distrito. Tuvieron que verificar que no hubiera problema. Finalmente le confirmaron a mi mamá que sí podía participar. El siguiente obstáculo fue estudiar las palabras y diferentes formas de deletrear sonidos de palabras por mí mismo, pues mi mamá no me podía ayudar. La pronunciación es muy importante, y a veces no entendía cuando ella me dictaba las palabras. Terminé usando un diccionario en línea para escuchar la pronunciación de la mayoría de ellas. También tomé un examen en línea con todas las palabras que me ayudó mucho a aprender la pronunciación de aquellas que no sabía pronunciar.fue

Gané mi primer concurso contra estudiantes de escuelas que incluyeron tres condados (Cranberry, Titusville, y Oil City), alrededor de 15 niños; todos ellos eran ganadores de sus escuelas. Esto me permitió ir al concurso regional en Pittsburgh para competir contra otros niños ganadores de sus regiones. En el concurso, un obstáculo que tuve fue que, en las últimas rondas, para eliminar a los últimos participantes, usaron palabras directamente del diccionario en forma aleatoria. Esto fue inesperado para mí. Cuando escuché la primera palabra de este tipo hice algunas preguntas para tener una pista de como deletrearla, por ejemplo, pregunté de qué lengua venía la palabra y su definición. Esto me ayudó en dos o tres ocasiones hasta que me equivoqué, y tuve que salir de la competencia.

– Platícanos cuántas veces participaste y cómo te fue en cada concurso.

Participé en seis concursos de ortografía, en los grados de 6º (2009), 7º (2010) y 8º (2011): tres locales en Clarion, y tres regionales en Pittsburgh. En los tres locales terminé en primer lugar. En mis primeros dos concursos regionales, terminé en quinto lugar de más de cien participantes. En mi último concurso, que fue el regional, terminé en séptimo lugar.

DSCN3120

2011

– ¿Cuáles son tus lecciones aprendidas a través de esta experiencia?
Una de las lecciones que aprendí fue que hay que estudiar mucho para obtener un buen lugar. Es como cualquier cosa en la vida, tenemos que trabajar duro para salir adelante. Después de ser eliminado, practiqué ser humilde felicitando el ganador al final del  concurso. También toma mucha perseverancia, motivación y dedicación para obtener un lugar alto en este tipo de concursos.

– ¿Qué actitudes y habilidades se necesitan para tener éxito en este tipo de concursos?
Se necesita ser humilde, tener una actitud positiva y trabajar duro. También se necesita tener una buena memoria para deletrear diferentes sonidos. Es importante también orar a Dios que te ayude con lo que vas a enfrentar en el concurso; es bueno ofrecerle tu experiencia.

– ¿Recomiendas esta experiencia? ¿Por qué si o por qué no ?
Sí recomiendo esta experiencia porque da las oportunidades de manejar estrés y presión, de ser humilde y también de dar el mejor esfuerzo en una competencia. Además, ¡es divertido!

* Si tienes tiempo, te invito a que veas el video del primer concurso que ganó José. Todos los niños que están ahí, son campeones de sus escuelas.